Realizan en México la primera cirugía fetal correctiva de espina bífida

Un equipo de científicos liderado por Rogelio Cruz Martínez, investigador de la Unidad de Investigación en Neurodesarrollo del Instituto de Neurobiología (INb) de la UNAM, con sede en Juriquilla, Querétaro, realizó -exitosamente- por primera vez en México neurocirugía fetal para corregir desde el útero de la madre la espina bífida de un feto de 26 semanas de gestación.

Posterior a la cirugía fetal se hizo un seguimiento semanal en la Unidad de Investigación en Medicina y Cirugía Fetal del Hospital de Especialidades del Niño y la Mujer de Querétaro, y se realizó Resonancia Magnética Fetal en la Unidad de Resonancia Magnética del propio INb, con lo que se verificaron los movimientos motores en ambas piernas y la desaparición de espina bífida (mielomeningocele) y de hidrocefalia.

Se practicó una segunda cirugía fetal exitosa, y el 21 y 27 de febrero de 2017, once y doce semanas después de las respectivas intervenciones, nacieron los dos primeros bebés vía cesárea, a las 35 y 38 semanas de gestación, con un peso neonatal de 2000 y 2800 gramos, respectivamente, sin complicaciones.

Ambos pequeños presentaron una cicatrización perfecta en la zona lumbar, en donde se corrigió quirúrgicamente el defecto, y una adecuada movilidad de ambas piernas. A los dos días de nacidos fueron dados de alta, señaló el especialista.

A la fecha, señaló Cruz Martínez, se han realizado tres intervenciones, todas exitosas, y la tercera con la participación exclusiva de especialistas mexicanos, en embarazadas procedentes de Sonora, Querétaro y la Ciudad de México. Las operaciones han sido totalmente gratuitas, gracias al apoyo de la Fundación Kristen de Querétaro.

El último caso, operado el 9 de febrero de 2017, a las 25 semanas de gestación, continúa su embarazo sin complicaciones y cuenta con una edad gestacional actual de 29 semanas.

La espina bífida (mielomeningocele) es un defecto embrionario en el cierre del tubo neural, que provoca que el tejido nervioso de la espina dorsal quede expuesto en la columna vertebral. Es una enfermedad invalidante que ocasiona discapacidad motora, hidrocefalia, daño neurológico, incontinencia urinaria y fecal, y en la mayoría de los casos invalidez motora de ambas piernas.

El equipo estuvo conformado por ocho especialistas mexicanos del grupo de Cirugía Fetal de Querétaro y tres especialistas del equipo de Cirugía Fetal de la Clínica Los Condes, de Santiago de Chile.

Foto: Especial

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s